Página Espacial
Bienvenido. Estamos en la Web desde el 12 de Julio, 2003. Nos encontramos...!
   
 
Mensaje
 

¿Vida en las nubes de Venus?
Alberto González Fairén

La superficie de Venus es un paisaje infernal, pero desde hace tiempo se contempla la idea de que algunas capas de nubes de su atmósfera podrían ser habitables.
uando los astrobiólogos intentamos buscar vida en otros planetas del Sistema Solar, generalmente echamos la vista hacia Marte y algunas de las lunas heladas del Sistema Solar exterior, como Europa, Titán o Encélado. Sin embargo, hace años que se propuso la posibilidad de que las nubes de Venus (Figura 1), nuestro vecino más próximo, sean un refugio para hipotéticas formas vivas.
Las nubes de Venus...
Figura 1: Las nubes de Venus vistas desde órbita.
(NASA) Click para ampliar!
Ya en 1963 Carl Sagan y otros investigadores propusieron esta posibilidad. Sin embargo, Venus nunca ha sido un destino prioritario para las investigaciones astrobiológicas, fundamentalmente por las condiciones inhabitables de su superficie. Recordemos que el planeta registra temperaturas en superficie de hasta 450 grados, y presiones de hasta 90 atmósferas (Figura 2).

Ahora, la idea de que puede haber formas vivas en la atmósfera de Venus ha recobrado energías, gracias a un estudio publicado en marzo de este año por un equipo internacional liderado por Sanjay Limaye de la Universidad de Wisconsin En su investigación proponen que las nubes gruesas y ácidas de Venus podrían albergar microorganismos extremófilos.

El camino evolutivo seguido por estos potenciales microorganismos hubiera incluido la biosíntesis inicial hace billones de años, en un tiempo en el que Venus habría disfrutado de condiciones más benignas en superficie. Es posible que Venus mantuviera un ambiente habitable, incluso con agua líquida en superficie, durante los primeros 2.000 millones de años de su historia geológica. Este periodo de potencial habitabilidad hubiera sido más largo incluso que el de Marte. Posteriormente, la acumulación de gases en su atmósfera generó un efecto invernadero incontrolado que convirtió al planeta en el infierno que es hoy.

De esta forma, los potenciales microorganismos que habitaran Venus al principio de su historia, se habrían visto forzados a migrar a las zonas del planeta que han conservado las condiciones mínimas para permitir la actividad biológica. Las nubes serían el lugar más adecuado, ya que algunas capas medias de la atmósfera (situadas entre 40 y 60 kilómetros de altura) disfrutan de temperaturas mucho más suaves, de tan solo unas decenas de grados, y presiones de alrededor de 1 atmósfera. De hecho, en la Tierra se ha documentado la presencia de microorganismos viviendo a gran altitud en la atmósfera, hasta a 40 km sobre la superficie.

Un problema añadido para la habitabilidad de las nubes de Venus es su composición: básicamente CO2 y agua, con grandes cantidades de azufre formando ácido sulfúrico. Sin embargo, es cierto que conocemos en la Tierra microorganismos capaces de vivir en condiciones extremadamente ácidas, y que incluso pueden obtener energía del CO2 y producir ácido sulfúrico.

El trabajo de Limaye y colaboradores sugiere, además, que la presencia de microorganismos en la atmósfera venusina podría explicar por qué las nubes de Venus cambian de aspecto. En ocasiones, se forman en las capas de nubes algunas manchas oscuras, ricas en azufre, y claramente observables en el ultravioleta. Las manchas pueden permanecer visibles durante días (terrestres), varían en forma y contraste, y están formadas por partículas de tamaño comparable a algunas bacterias terrestres.

Los autores del nuevo trabajo proponen que las manchas oscuras de la atmósfera podrían estar constituidas por colonias de microorganismos adaptados a vivir en las capas medias de las nubes de Venus. Comprobar esta hipótesis requeriría una misión de investigación astrobiológica in situ.
Impresión artística del interior de la atmósfera de Venus
Figura 2: Impresión artística del interior de la atmósfera de Venus.
(ESA) Click para ampliar!
 
 
Madrid, España, 08 de Mayo de 2018.
 
Los trabajos publicados sólo pueden ser reproducidos
con la expresa autorización de sus autores.
Estamos en contacto: betelyuz@gmail.com
Por cualquier corrección, sugerencia o comentario.
 
Sitio Oficial Carl Sagan Portada Acerca de... Índice Contacto Links Blog